Coronavirus, Crisis, Entrevista

CORONAVIRUS Y PERIODISMO. ENTREVISTA A LA PERIODISTA ELENA MARTÍN MOROLLÓN

ELENA-CORSARIASEspaña al igual que el resto de países del mundo está atravesando una de las más graves crisis sanitarias que llevó a la Organización Mundial de la Salud, el 12 de marzo, a hablar de pandemia en lugar de brote de coronavirus, dado el elevado número de contagios.

Nos encontramos sumidos en una situación de caos y temeridad, desde el punto de vista económico, sanitario y social. Por ello, hemos decidido hablar hoy con ELENA MARTÍN MOROLLÓN, Periodista, productora multimedia y podcaster.

1.- En primer lugar, nos gustaría saber cómo se encuentra. ¿Cómo está viviendo anímicamente esta etapa?

R- Estoy bien. No voy a negar que todavía me pellizco algunas mañanas por si esta situación fuera una pesadilla y la vida pudiera ser, en parte, como antes, pero no. Y aunque los primeros días estaba como bloqueada, dentro del confinamiento me siento una privilegiada por tener un jardín y un huerto en el que poder pasear, en vez de un pasillo. Estar en casa trabajando es algo que hago desde hace años y me encanta, así que, en ese aspecto, no echo nada de menos. Mi mayor preocupación son nuestros mayores, ellos son los que se llevan la peor parte. Están solos, como el caso de mi madre que, aunque se maneja muy bien por sí misma, no deja de ser una situación de absoluta soledad y tristeza.

ELENA-CASA (1)2.- ¿Considera que se abre una era de nuevas oportunidades o, por el contrario, estamos cayendo en un terraplén?

R- Las crisis siempre crean nuevas oportunidades. Siempre. Esta situación es un toque de atención para toda la humanidad, una ocasión magnífica para revisar cómo vivíamos antes del Covid 19. Este parón en el que nos encontramos debe servirnos para revisar nuestro comportamiento con el planeta, nuestra relación con los demás, las prioridades de nuestras vidas. Gracias al confinamiento hemos descubierto que tenemos vecinos a los que no conocíamos, nos hemos dado cuenta de la importancia de un abrazo, de un encuentro con nuestros amigos. Somos seres sociales por naturaleza, y el hecho de privarnos de esa libertad hace que ahora la valoremos infinitamente. Ahora descubrimos la importancia de la música que suena en balcones y ventanas cada tarde, las emociones que se transmiten cuando nos une una causa común. Se cantan canciones, se recitan poemas, se leen textos que nos reconfortan…La cultura acude al auxilio de la gente y me gustaría pensar que recurriremos a ella de nuevo, cuando todo esto haya pasado.

Espero que reaprendamos de este aislamiento, que frenemos un poco la vida tan rápida que llevábamos y seamos más conscientes de lo que realmente importa. No será fácil, pero tengo cierta esperanza.

3.- Como periodista ¿Cómo valora toda la información que nos está llegando por los distintos medios de comunicación?

R- Es lógico que la información de una pandemia como esta deba ocupar prácticamente todas las parrillas informativas para ser analizada desde todos los puntos de vista posibles. Y en ese sentido, creo que se está trabajando muy bien y en circunstancias muy difíciles, si tenemos en cuenta que casi toda la publicidad ha desaparecido de los medios y es un momento económicamente muy crítico. Se produce información a todas horas y esto también tiene su lado menos positivo. La gente también necesita entretenerse. Y, además de saber los últimos datos del coronavirus, necesitamos poner el foco en otras cosas y relajarnos, porque el enclaustramiento va para largo.

Pero sí quiero señalar de manera importante que las redes sociales no son medios de comunicación. Y lo que diga Twitter, Facebook y sobre todo WhatsApp hay que cogerlo con pinzas. La desinformación, los bulos y las noticias falsas campan a sus anchas en estas redes y cuando te quieres dar cuenta, hay miles de personas que han creído a pies juntillas una serie de mentiras creadas por el simple hecho de hacer daño, ya sea económica, política o socialmente. Por eso, conviene recordar que siempre hay que acudir a las fuentes, comprobar que lo que nos ha llegado al móvil tiene un enlace seguro que garantiza confianza y credibilidad. Por eso, el trabajo que desarrollan desde hace tiempo plataformas como Maldita.es es crucial para evitar la difusión de este tipo de mentiras y de noticias falsas. 

4.- Desde un punto de vista psicológico ¿cree que sería conveniente compatibilizar la información relativa al virus con otros temas que nos permitan encontrarnos con una mejor “salud mental”?

R- Eso es importantísimo. Estamos expuestos a una sobre información continua desde que se inició la crisis, incluidos los chistes, vídeos y memes sobre el tema. Al principio era lógico porque no sabíamos nada sobre el Covid 19, pero a medida que pasan las semanas y se informa desde todo tipo de ángulos, debemos descansar y acudir a otro tipo de noticias por higiene mental. El estar en casa todo el día provoca que estemos más pendientes de la radio, la televisión o los medios digitales para informarnos, por eso debemos tener la responsabilidad de acudir a las noticias de manera un poco más racional. Y, por supuesto, no hacerlo por la noche antes de dormir.

5.- ¿Cree que el coronavirus ha cambiado la forma de comunicarnos?

R- Totalmente. Si no nos vemos, no nos abrazamos ni nos podemos besar ni tocar, tenemos que suplirlo de alguna manera. Las vídeo llamadas con nuestros seres queridos se han multiplicado de manera potencial, nos tomamos un vino con el grupo de amigos a través de Skype, usamos las redes sociales para acudir a conciertos en directo de artistas que están en casa, hablamos con los vecinos de balcón a balcón mientras aplaudimos a nuestros sanitarios…Y, por supuesto, teletrabajamos. Estoy convencida que el trabajo desde casa se fomentará después de la crisis porque no tiene más que ventajas, desde mi punto de vista. Igual que la educación on line. Alumnos y profesores conocían las plataformas que tenían a su disposición, pero no las habían utilizado hasta ahora que se han visto con la necesidad. Y, aunque la relación que se produce entre alumnos y profesores, de manera presencial, es básica, se utilizarán estas herramientas para mejorar la enseñanza. Creo que habrá un antes y un después en este sentido porque la tecnología se impondrá y la utilizaremos, espero, a nuestro favor.

6.- ¿Están en alza los podcasts en esta situación de aislamiento?

R-Hay opiniones encontradas en este sentido. Curiosamente, hay quien escucha menos podcast porque, al no salir de casa, no lo hace. Mucha gente consume podcast cuando camina, hace deporte, va en el coche o realiza cualquier otra actividad fuera del hogar. Pero también hay quienes escuchan podcast precisamente porque al disponer de tantas horas confinados, encuentran un hueco. Lo que sí ha provocado esta situación es la producción de bastantes podcast en torno al coronavirus y su situación. Por ejemplo, os recomendaría a Alex Fidalgo y su podcast Lo que tú digas; el podcast Coronavirus de la Revista 5W; Coronavirus: realidad vs ficción, de CNN en español o modestamente Cuarentena, la serie de podcast que estoy produciendo con historias de aislamiento en primera persona.

7.- ¿Le parece que el coronavirus tendrá su lado positivo y hará cambiar la sociedad en la que vivimos: egoísta, individualista, egocéntrica, en la que lo material era/es lo realmente valioso y donde la fantasía o la ilusión era nuestra forma de vida?.

R- Me gustaría pensar que sí, y hay muchas voces que ya hablan en este sentido. Pero todavía es pronto para saberlo, aunque no será lo mismo. Cambiaremos social, política y económicamente, estoy segura, pero la incertidumbre es absoluta ahora mismo. Me gustaría que todo lo público se tomara más en serio. Hay asuntos que deben estar por encima de ideologías. La sanidad, la ciencia y la educación son claves para una sociedad de bienestar que cuide de sus ciudadanos. No se puede regatear en ciencia y recortar esos presupuestos como se hizo en su momento de manera brutal. Los servicios públicos deberían ser intocables y el Estado debe tener un componente social cien por cien.

Y claro que quedan cosas positivas. La solidaridad que vemos cada día en cientos de situaciones debería hacernos pensar en lo que de verdad importa. Estamos viendo que los héroes de esta trágica situación son aquellas personas que han sido ninguneadas en nuestra vida anterior y formaban parte de una clase trabajadora ignorada y cuyos derechos se menguaban constantemente. Los sanitarios, que llevan reclamando dignidad para su trabajo a través de Mareas Blancas desde hace mucho tiempo, los profesores que están realizando verdaderos esfuerzos para terminar el curso lo mejor posible, nuestros agricultores, ganaderos, todo el sector primario que es imprescindible para que la cadena funcione…todos ellos son los verdaderos héroes sociales de esta crisis. Y quiero pensar que su esfuerzo en estos días se valorará en el futuro y sepamos lo que es realmente importante.

8.- ¿Qué nos recomienda para esta cuarentena?

R- Mantener la calma, sobre todo, tener paciencia. Nadie sabe nada respecto al final de la crisis. Entiendo que no es fácil, pero no queda otra. Con esto no quiero decir que no haya momentos de bajón incluso de llorar de impotencia y mostrar la rabia, que es muy normal. Las emociones suben y bajan a su antojo estos días y está muy bien soltar todo eso.

Yo no sé si seguiré trabajando como hasta ahora, en qué me cambiará la vida, lo ignoro totalmente. Por eso procuro mantener mi tiempo ocupado y me preparo para lo que venga. La preparación es determinante, en mi opinión. Desarrollar tu trabajo, ampliar conocimientos nunca está demás. Y con tantas horas en casa, podremos hacer todas esas cosas para las que antes no teníamos tiempo e, incluso, cultivar nuevas aficiones. Y, por supuesto, tener tiempo para aburrirnos…no hacer nada, que también es muy válido.

9.- ¿Qué cree que ocurrirá el primer día que salgamos del confinamiento?

R- No tenemos ninguna certeza, pero supongo que será una acción paulatina y no saldremos a la calle en estampida. Imagino que muchos hábitos de antes desaparecerán y vendrán otros que incorporaremos poco a poco.

En cualquier caso, quiero pensar que nuestra próxima vida no será igual, sino mejor.

Muchas gracias por sus consejos, palabras y ánimos. El positivismo es esencial

3 comentarios en “CORONAVIRUS Y PERIODISMO. ENTREVISTA A LA PERIODISTA ELENA MARTÍN MOROLLÓN”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s